jueves, 10 de noviembre de 2016

El niño en la cima de la montaña

Título: El niño en la cima de la montaña 
Título original: The boy at the top of the mountain

Autor: John Boyne
Editorial: Salamandra 

Páginas: 256

De padre alemán y madre francesa, Pierrot ha tenido una infancia no muy distinta de la de cualquier niño de su época. Sin embargo, nos hallamos en París, corre el año 1935 y la guerra que se avecina trastocará el destino de millones de personas. Tras la muerte prematura de sus padres, Pierrot deberá separarse de su íntimo amigo Anshel y abandonar Francia para vivir con su tía Beatrix, que trabaja de ama de llaves en una mansión imponente erigida en lo alto de una montaña. Pero no es una casa cualquiera; se trata nada menos que del Berghof, la enorme residencia que Adolf Hitler posee en los Alpes de Baviera.

Así, a sus siete años, alojado de manera involuntaria en el entorno íntimo del todopoderoso Führer, Pierrot se verá inmerso en un mundo tan extrañamente seductor como peligroso. En él no hay lugar para la inocencia, y cuando al final de la guerra es capturado por los aliados, Pieter —como ahora se llama— llevará un peso insoportable en su conciencia. A su regreso a París, abrumado por la culpa, un aspecto clave de la historia surgirá como una tabla de salvación, y el inesperado desenlace será una muestra más de la insondable dimensión del perdón y la amistad.




Esta historia nos muestra como un niño puede ser fácilmente por las personas que lo rodean llevando por caminos que no hubiera seguido de no haber conocido a ciertas personas o de haber vivido de otra forma. No hace ver un poco como eran corrompidas las mentes de los jóvenes alemanes.
Es una historia un poco cruda, pero tiene un lindo final en el cual prevalecen los buenos valores que supo inculcarle la madre y la tía de Pierrot.

Algo que generalmente no nos suele pasar a la hora de leer un libro es la de llegar a odiar al protagonista, a medida que la trama va avanzando podemos ver como el pequeño Pierrot se convierte en una persona poco agradable, incluso con las personas que lo rodean desde muy pequeño, las cuales nunca dejaron de tratarlo bien, pero acá es donde mas podemos apreciar como fue influenciado por las ideologías que se manejaban en aquella época, por suerte después podemos ver un cambio en la forma de pensar de este personaje, pero cuando ya es demasiado tarde como para no cargar con la culpa de varias situaciones que acontecieron durante la trama.

No suelen gustarme mucho este tipo de historias, pero disfrute mucho con la lectura de este libro, la trama es fluida y las situaciones que se ven desencadenando nos van llevando rápidamente al final del libro, que creo que es algo que vale la pena leer.  



Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario